Por los caminos de Honduras

Conoce esta bella tierra

Trujillo, historia colonial y belleza escénica

Dios puso su mayor esfuerzo al crear Trujillo.

Ubicada al oriente del País, sobre el litoral atlántico, la Ciudad de Trujillo se ha convertido en un destino obligado y con razón. Por mucho tiempo separada del resto del País, hoy cuenta con muy buenos hoteles y el acceso se puede hacer con facilidad ya sea por carretera desde La Ceiba (unas dos horas), por mar o por avión.

 

Una vez que estás alli, los recuerdos de su belleza te marcan y te ves obligado a regresar.

Una vez que estás allí, los recuerdos de su belleza te marcan y te ves obligado a regresar.

 

 

 

Con el honor de ser la primera capital de Honduras, Trujillo, en sus primeros tiempos, tuvo una agitada existencia al ser punto de entrada para el imperio español en el territorio. De aquí salía el ” camino real” que conducía a Comayagua y otros enclaves de los españoles y fue objeto de muchos ataques de piratas y corsarios. En vista de ello construyeron la fortaleza de Santa Bárbara con el objeto de proteger el patrimonio de la Corona y de la cual aún podemos admirar sus restos.

 

Uno de los personajes que está enterrado en Trujillo es William Walker, un filibustero que gobernó Nicaragua y que fue fusilado por el ejército hondureño.

Uno de los personajes que está enterrado en Trujillo es William Walker, un filibustero que gobernó Nicaragua y que fue fusilado por el ejército hondureño.

 

No deje de hacer el paseo a Puerto Castilla, al otro lado de la bahía y el cual se puede observar a la distancia en algunas fotos y haga tiempo para visitar algunas aldeas o comunidades garífunas. La laguna de Guaimoreto, cerca de la ciudad, es una muy buena opción para observar aves y es un ecosistema de mucho interés.

 

 

 

 

 

La fortaleza de Santa Bárbara fue levantada para defender a Trujillo de los piratas ingleses, que buscaban apoderarse de los tesoros de los españoles.

La fortaleza de Santa Bárbara fue levantada para defender a Trujillo de los piratas ingleses, que buscaban apoderarse de los tesoros de los españoles.

Las playas de Trujillo tienen un particular encanto; le recomiendo que inicie su dia temprano, 5:30 a 6:00 de la mañana y disfrutará de un mar totalmente calmo y transparente. Observe las fotos. Al mediodía se levanta un suave viento que apenas llega a formar pequeñas olas. Los atardeceres… como pocos.

La iglesia queda frente al parque.

La iglesia queda frente al parque.

27 octubre 2008 Posted by | General | | Deja un comentario